Icono del sitio El Guerrero Místico

Artes marciales Sevilla: Top 3 sitios para aprender correctamente

artes marciales sevilla

artes marciales sevilla

¿Estás buscando un gimnasio de artes marciales en Sevilla ? A continuación se muestra una lista de buenas escuelas en las que podrás aprender artes marciales con un enfoque correcto. No estarán todas las que son. Si eres un Guerrero que compartes tus conocimientos de artes marciales en Sevilla y no apareces en la lista, deja un comentario en el artículo. Me pondré en contacto con mucho gusto para charlar contigo.

Para ayudarte a encontrar las mejores escuelas de artes marciales ubicadas cerca de ti en Sevilla, he elaborado una lista basada en mi propia experiencia que, por supuesto, no es infalible.

1. Top artes marciales Sevilla: Club KokoroSD

Lo decimos a todas horas. Cada vez que alguien nos pregunta qué estilo del arte es mejor para empezar o, mejor para mí, o para esto, o para aquello…

«NO SE TRATA DE EL QUÉ… SI NO CON QUIÉN«

El Guerrero Místico

Al frente de el club KokoroSD se encuentra un artista marcial total. No sólo en lo técnico, que también al combinar experiencia en multitud de estilos (chinos, japoneses, malayos, filipinos, tradicionales, de contacto, armas, mano vacía…), además en lo sutil: eliakim silva es del grupito de artistas marciales seleccionados que tiene muy en cuenta que el arte es mucho más de lo que captamos con nuestros sentidos.

Le conocí buscando el Silat de maul mornie, disciplina de la que dirige su enseñanza y desarrollo para toda España. Desde entonces no he perdido el contacto y, debo decirlo, nos hemos hecho amigos. Así que sí, aunque lo hemos intentado a la hora de ordenar este ranking, es posible que no haya sido capaz de aislar completamente mis sentimientos al hacerlo. Por eso la posición en esta lista no es lo importante. Elige el sitio que más se ajuste a la llamada de tu corazón, de tu… kokoro.

Te dejo un vídeo para que conozcas un poco más el Silat Suffian Bela Diri y por qué me encanta.

Con eli no sólo aprenderás lo correcto, además lo harás en el orden correcto.

2. Club Deportivo Arqueros Del Aljarafe

No, no pongas esa cara. ¿Pensabas que el arte era subir a un ring? ¿Que esto va de «repartir hostias»? No tiene nada que ver con la idea que, probablemente, han creado en tu mente y es mucho más que todo eso. Infinitamente más.

Para un artista marcial total, el orden correcto es muy importante y en ese orden las disciplinas de tiro van primero: te dan la mayor distancia con tu adversario en el juego; y la distancia se intercambia por tiempo. Tiempo para evitar que te causen daño, para reaccionar y elegir la mejor opción para todos. Pero sobre todo tiempo para encontrar, conocer y vencer al único enemigo real que tienes: tú.

Aunque la mayoría no lo haría, incluimos al Club Deportivo Arqueros del Aljarafe como un centro donde aprender artes marciales en Sevilla, donde te enseñarán ese importantísimo Primer Paso: respiración, detención del diálogo interno, silencio para encontrarte… a ti mismo.

3. Escuela De Esgrima Antigua «Maestro Francisco Román»

No, no vuelvas a poner esa cara. ¿Pensabas que el arte era sólo cosa de orientales? ¿Que los españoles no sabíamos nada del tema? No olvides que conquistamos medio mundo ¡Algo sabremos!

Destreza Española. Qué mejor estilo para iniciarse en artes marciales en Sevilla, su cuna. Los españoles llevamos el arte de la experiencia tradicional e íntima en la lucha, al campo del análisis científico moderno. Las técnicas más sutiles de círculos, ángulos, distancias y direcciones se deben al desarrollo de la Destreza Española, que influyó en el mundo entero. Muchos de los conceptos que ahora te causan admiración de estilos de oriente, fueron llevados hasta allí por un ancestro tuyo y ahora te los traen de vuelta como «eskrima» o Ni To.

Es una pena que hayamos perdido nuestra memoria marcial al igual que la mayor parte de nuestra memoria histórica real, vencidos y conquistados por el enemigo, que nos gobierna. ¡Cómo se debe de reír de España! Con el miedo que le causábamos, viendo en lo que nos ha convertido. Todo comenzó en américa donde separó a los que hablamos español con el arma más poderosa: la cizaña.

Ya lo dijo el clásico: divide y vencerás. No ha sido sólo España. Muchos otros pueblos han corrido la misma suerte. Como si interesara una humanidad fragmentada. Cuanto más mejor. Cualquiera que quiera ver, lo verá: dirigen nuestra formación e información para que nos odiemos a nosotros mismos. Divididos y consumidos por una afrenta imaginaria de nuestro propio hermano, fruto de una sarta de mentiras.

Pero algo de miedo debe dar que los Hombres se unan cuando no les dejan ni levantar la mirada antes de hundirles la cabeza de nuevo en el fango. El mejor antídoto es aumentar el nivel de consciencia, en nuestro caso por la vía marcial, la que más miedo da. Porque los que no recuerdan su historia… Están obligados a repetirla.

Información de Interés para el artículo «Top sitios para aprender artes marciales en Sevilla»

Silat

Silat es el término genérico más común para las artes marciales en el mundo moderno de habla malaya. Las artes marciales malayas/indonesias y, en ocasiones, las artes marciales en general, se conocen más comúnmente como silat, pencak silat, ilmu bela diri (nacional e internacional) pencak, (Java Occidental), sile, silek (Sumatra), ngelmu digdaya (Java) y bersilat (Malasia).

Sin embargo, el término silat no parece haber sido utilizado en una medida significativa antes del siglo XX, ya que no aparece en las obras literarias de la era anterior a la impresión.

El dunia persilatan o «mundo silat» del sudeste asiático poscolonial refleja la difusión del idioma malayo y se extiende como una red que trasciende las fronteras nacionales contemporáneas y reúne a la República de Indonesia, Malasia, Singapur, el sur de Tailandia, Brunei y los países de habla malaya. islas del sur de Filipinas.

Las artes marciales malayas/indonesias han gozado durante siglos de importancia en el ámbito educativo indígena en particular, pero no exclusivamente, para los hombres. El entrenamiento en artes marciales se consideraba, y a menudo aún se considera, como un bekal o provisiones necesarias para el viaje por la vida.

Durante la era colonial y la revolución indonesia, los combatientes del silat, conocidos con términos como satria, pendekar, jago o jawara, estuvieron involucrados en actos esporádicos de resistencia violenta a la autoridad europea y en la guerra de guerrillas, movimientos pemuda y campañas militares que llevaron a la eventual expulsión de las fuerzas coloniales holandesas.

En tiempos posteriores a la revolución, el «pencak silat» se reinventó y adoptó como el «deporte nacional» oficial de la República de Indonesia.

Si bien se puede argumentar que el silat es fundamentalmente una práctica tradicional de caos violento empoderada por rituales (un destacado gurú del silat se refirió una vez a él como «el arte de matar y mutilar»), se debe tener en cuenta que estas artes también se manifiestan en la curación. , en juegos, deportes y bailes, y como súplica ceremonial e invocación de fuerzas divinas y sobrenaturales.

Dentro de la ‘ciencia’ de silat hay llaves o kunci para abrir puertas a otras dimensiones de experiencia trascendental y para abrir canales de energía dentro del cuerpo. Debido a que las artes marciales se transmiten comúnmente de forma oral y gestual a través de una tradición de transmisión mimética de gurú a discípulo, y también están profundamente condicionadas por las demandas de los tiempos.

Es muy difícil discernir qué aspectos de la cultura marcial han permanecido constantes a través del tiempo y cuáles han sido objeto de adaptación, aculturación, deformación o innovación. Los cuentos que circulan en el mundo del silat de la era del Nuevo Orden en Indonesia a veces rastrearon la ascendencia del silat hasta China, India, Mongolia, Persia, Turquía y el Tíbet, aunque admitieron influencias más recientes de Japón, Corea y el mundo occidental.

Las versiones alternativas de la génesis del silat malayo/indonesio involucran mitologías de inspiración y genio puramente locales. Está claro que la práctica y el estudio de las artes marciales en el mundo de habla malaya tiene un linaje venerable y que los guerreros han disfrutado de posiciones destacadas en las sociedades locales desde la antigüedad hasta el presente.

Silat, un cuerpo complejo, diverso y plástico de formas, prácticas, técnicas y creencias, por un lado preocupado por transformar el cuerpo en un arma maniobrable, duradera y letal, también estaba profundamente entrelazado con otras artes y cuerpos de ilmu o ‘tradicional’.

Conocimiento’ como ilmu kebatinan (misticismo), samedi y pernapasan (técnicas de meditación y respiración), puasa y pertapaan (ayuno y retiro ascético), ilmu kebal, debus, wudu karang o kuda kepang, y amok (artes de trance o estados alterados de conciencia y automortificación e invulnerabilidad).

Ilmu dukun, ilmu sihir, mantrayana, ilmu susuk, guna-guna, ilmu tuju, aji-ajian, santet, tenun (magia verbal, hechicería, encantamientos y artes mágicas) o innumerables artes curativas a menudo delineadas generalmente como ilmu pengobatan tradisionil o ilmu tabib.

Historia de la Destreza Española

En 1582 Don Jerónimo de Carranza, culto noble andaluz, cristiano devoto y diestro espadachín, publica en su libro “De la Philosophia de las Armas…” un nuevo sistema para el combate con espada, desarrollado por él mismo.

Este sistema, completamente novedoso, práctico y eficaz (como luego demostrarían un gran número de maestros de esgrima), utilizaba la geometría y las matemáticas como vehículo para explicar conceptos de esgrima con una exactitud y precisión impresionantes, y pretendía ser, por su naturaleza racional, universal y absoluta.

A partir de entonces, lentamente al principio pero más rápido y con el paso del tiempo, este sistema al que denominó “La Verdadera Destreza”, fue ganando adeptos y extendiéndose por toda España, principalmente gracias a la actividad y destreza de uno de los carrancistas. alumnos: Don Luis Pacheco de Narváez, probablemente el mayor Maestro de ”La Destreza”.

Tal fue el impacto que tuvo el sistema que en un momento dado en el resto de países europeos la Escuela Española de Esgrima fue identificada por muchos exclusivamente con La Destreza Verdadera.
Pero si Carranza había desarrollado su nuevo sistema hacia principios de la segunda mitad del siglo XVI, la cuestión es: ¿Qué clase de esgrima se realizaba en España antes de la llegada de La Verdadera Destreza?

La respuesta la debemos buscar, entre otros lugares, en los textos de quienes escribieron sobre La Verdadera Destreza, donde la llaman, con intencional desprecio, la Destreza Vulgar o Común.

Este es el nombre que utilizaron Carranza, Pacheco y sus seguidores para designar tanto el tipo de esgrima que se practicaba antes del surgimiento de La Verdadera Destreza como el estilo que practicaban aquellos esgrimidores contemporáneos suyos que no seguían los principios de su escuela.

Ésta, llamada también, Esgrima Vulgar o Común busca sus primeras referencias escritas a manuales de finales del siglo XV. Así se menciona a Jaime Pons, Maestro mallorquín que vivió y publicó su tratado en Perpiñán, entonces bajo la soberanía de la Corona de Aragón, en el año de 1474. Ese mismo año, en Sevilla, aparece el tratado de la Maestro Pedro de la Torre.

Unos años más tarde, en 1532, el Maestro Francisco Román, también en Sevilla, publica su tratado “Tratado de Esgrima con figuras”.

La siguiente pregunta lógica, entonces, es: ¿cómo era la Destreza Vulgar? Si bien los antiguos tratados españoles se han perdido, los tratados de la Destreza Verdadera describen con bastante detalle las técnicas (llamadas tretas, que podrían traducirse literalmente como “trucos” o “trucos”) de la Escuela Común de Esgrima, y hablar de él constantemente como ese enemigo natural que hay que derrotar.

La AEEA se ha dedicado al estudio y comprensión de estas técnicas con el fin de reconstruir, en la medida de lo posible, la Esgrima Común tal y como se practicaba en España a finales del siglo XVI y durante todo el siglo XVII.

Las conclusiones a las que ha llegado hasta ahora nuestro estudio muestran que la escuela de esgrima española originaria era, en sus principios fundamentales, la misma que se practicaba en toda Europa y, en su ejecución, muy similar a la escuela italiana de la misma época (principios del s. el siglo XVI).

Tiene, por supuesto, sus propias características, así como un enfoque formal y una actitud diferente, especialmente en el aspecto táctico, además de una cierta cantidad de técnicas que no hemos visto, hasta ahora, en los tratados de la escuela italiana contemporánea.

Pero, como se ha dicho, sigue esencialmente los mismos supuestos y principios básicos. ¿Viene entonces de la escuela italiana? No. La incuestionable existencia de una tradición formal de esgrima característicamente española que se remonta al menos al siglo XV.

Más bien apunta a que ambas escuelas comparten una raíz común y una influencia mutua a lo largo del tiempo, pero son inequívocamente independientes entre sí.


Tras la aparición de la Verdadera Destreza, la escuela de esgrima originaria española no desapareció sino que convivió durante siglo y medio con su antagonista, adaptándose no sólo a compartir el mismo espacio físico y social con otra escuela sino también a la necesaria evolución de la misma. esgrima dictada por los cambios históricos, evolucionando sus técnicas originales y adaptándolas a las nuevas circunstancias impuestas por el paso del tiempo, como pueden ser por ejemplo los cambios en la morfología de las armas.


Así, como elemento característico, la puesta en práctica de los principios de la escuela común española de esgrima a espada sola se articula en torno a las denominadas 30 tretas (30 técnicas). Se trata de técnicas generales de las que se pueden derivar otras más particulares. . Todo el sistema respetó, obviamente, los principios básicos de esgrima de tiempo, medida, colocación, defensa con la punta, etc.

¿Qué es el Kyudo?

Si bien no es tan popular como solía ser, el tiro con arco sigue siendo un método estándar tanto para la caza como para los concursos de habilidad. La mayoría de los arcos y arqueros han cambiado para adaptarse a los tiempos. Una forma de tiro con arco que se ha mantenido fiel a su forma es Kyudo.

Kyudo se traduce como «El camino del arco» y es una forma japonesa de tiro con arco. Kyudo implica meditación, hasta el lanzamiento de la flecha. Originalmente utilizado para la caza, la guerra y los concursos, ahora Kyudo es para el deporte y para dominar un oficio.

Kyudo es rico en historia y técnica. Es un antiguo método de tiro con arco que se remonta al Japón feudal. Hay mucho que aprender sobre Kyudo, especialmente para un principiante. Siga leyendo para conocer todo lo que necesita saber para iniciarse en esta técnica antigua que se ha convertido en un deporte moderno.

¿En qué se diferencia el kyudo del tiro con arco occidental?

Desde la guerra hasta el deporte, el tiro con arco ha existido durante cientos de años. Aunque los usos son relativamente los mismos, las técnicas son muy diferentes. El estilo occidental es más estacionario, alineando a los arqueros en posiciones para lanzar ráfagas de flechas.


La principal diferencia entre los estilos oriental y occidental es que el estilo oriental es excepcionalmente móvil. La mayor parte de su estilo gira en torno a montar y disparar a caballo.

Ambos estilos fueron efectivos a su manera, pero el estilo oriental tuvo que recurrir a arcos mucho más livianos y delgados debido a la equitación. El peso reducido les permitió ser increíblemente precisos, incluso en un viaje lleno de baches. Echemos un vistazo a algunas de las otras formas en que estos arcos son diferentes.

El arco
El estilo Kyudo gira en torno a un solo tipo principal de arco, el arco largo japonés llamado Yumi. El estilo occidental tiene algunos tipos de arcos para diferentes arqueros, siendo los más importantes el arco corto y el arco largo.

Ambos arcos tienen una mayor fuerza de tracción, alrededor de 60 y 160 libras, respectivamente. Esto se debe a que son estables cuando disparan y no se mueven, por lo que pueden tomarse su tiempo. El Yumi, sin embargo, era una pieza de equipo liviano en un arsenal. Desde la armadura hasta las espadas y el arco, los samuráis viajaban ligeros debido a sus distancias de viaje.

¿Por qué los arcos de Kyudo son asimétricos?

Hay muchas teorías diferentes sobre por qué el Longboa japonés es asimétrico. El más destacado proviene de cómo los samuráis usaban los arcos. Tradicionalmente, disparaban a caballo, y el fondo más corto permitía un espacio libre sobre la espalda del caballo.

Cuando no disparaban a caballo, disparaban de rodillas. La naturaleza asimétrica del arco también lo permitió. Sin embargo, hay muchas otras razones posibles para esto, aquí están las más populares:

La estructura del bambú
Tradicionalmente, los arcos Kyudo están hechos de bambú y madera laminada. Debido a cómo crece el bambú, la parte superior de una sola pieza es mucho más débil y flexible que la parte inferior.

Debido a esto, se dice que la empuñadura del arco se coloca a ⅓ de la altura del arco. Esto se debe a que la parte inferior del bambú es más fuerte y rígida, lo que hace que sea más estable y seguro de agarrar. Con el tiempo, el arco puede romperse y romperse con el uso suficiente.

Potente fuerza de tracción
Tener un diseño asimétrico también podría haber sido un método para aumentar la fuerza de tracción. Hacer que un extremo del arco, específicamente la parte superior, sea más flexible significa que un arquero podría retirarlo aún más. No es raro que los de Yumi retrocedan hasta la oreja y más allá.

Puede obtener más detalles en profundidad sobre la fuerza de atracción y la tensión específicas de Yumi más adelante en el artículo y cómo se comparan con los arcos de estilo occidental.

Agarre inferior para una forma de agarre adecuada
Con el estrés que se puede ejercer en su muñeca mientras sostiene un arco pesado, puede ser fácil lastimarse. El ángulo más bajo de la empuñadura permite una forma más natural de la muñeca. Esto significa que es más cómodo sujetar el arco durante más tiempo sin riesgo.

Otros arcos requieren que coloques la muñeca en un ángulo poco natural. Esto significa que puede sufrir lesiones y torceduras con el tiempo. No podemos decir con certeza cuál de estas razones es la respuesta correcta, pero es probable que todas jugaran una mano en la creación de Yumi y su diseño asimétrico.

¿Por qué los arqueros de Kyudo ponen las flechas en el otro lado del arco?


La mayoría de los arqueros colocan las flechas en el lado opuesto de la mano. Si eres un tirador con la mano derecha dominante, por lo general colocas la flecha en el lado izquierdo del arco.

The following two tabs change content below.

guillermo

Artista Marcial at El Guerrero Salud
Caminante - La Vida - Colaborador habitual de "El Guerrero Místico".
Salir de la versión móvil